miércoles, 20 de marzo de 2013

Miércoles creativo 1: botellas de cristal



¡¡¡Por fin llegó la primavera!!!

Aprovechando que dicen que "la sangre altera" y porque creo que hacer cositas creativas es muy bueno y muy sano para el coco, he pensado que por qué no proponeros proyectos creativos sencillos que podamos hacer todos, incluso quienes tienen un poco de miedo a esto de hacer manualidades (me consta que los hay). Todo es ponerse, ¡ya veréis!

Y como da la casualidad de que hoy es miércoles, he decidido que vamos a instaurar los "Miércoles Creativos". A partir de ahora, voy a intentar presentaros alguna idea cada miércoles, así tendremos "terapia creativa" asegurada cada semana.

Así que... ¡manos a la obra!






MIÉRCOLES CREATIVO 1

 


Para empezar, os voy a proponer manualidades muy sencillas con botellas de cristal. Seguro que alguna vez habéis pensado: "qué pena tirar esa botella de cristal tan bonita". Yo, por ejemplo, tengo una preciosa de un vino moscatel que decidí aprovechar de esta manera:





La tengo encima del tocador y me sirve para guardar las pulseras y algún que otro pendiente.


Pero hay muchas otras cosas que podemos hacer con las botellas de cristal. Algunos ejemplos:

1. Pintar el interior de la botella de algún color para que quede opaca y poder utilizarla como florero o decoración. Basta con verter un poco de la pintura elegida dentro de la botella, taparla y hacerla girar para que se distribuya la pintura hasta que el cristal quede totalmente cubierto. Destaparla, dejarla secar y ¡voilà!


Fuente: bywilma


Fuente: beachhouseinthecity

Bonitas, ¿eh? Tened en cuenta que si las pintáis por dentro ya no se pueden utilizar para beber.

2. Otra opción para poder seguir utilizando las botellas para beber es decorarlas por fuera con washi tape. ¿Y qué es eso? Pues una especie de celo decorado de origen japonés que se utiliza para prácticamente cualquier cosa. Hay de muchos colores y estampados y cada vez es más fácil encontrarlo en cualquier papelería:


Con solo una botella de cristal y un par de rollos de cinta washi de colores que combinen bien podéis conseguir un jarrón tan resultón como este:





Fuente: sweetpaul


Si lo preferís, podéis combinar el punto 1 y el punto 2 (pintura y washi tape) y conseguir cositas tan chulas como estos botellines de cerveza irreconocibles:


Fuente: vixenmade


3. Una tercera opción es utilizar hilo de cáñamo o cualquier tipo de cordel ni muy fino ni muy grueso y enrollarlo alrededor de la botella, empezando por un extremo y utilizando un poco de adhesivo (con una pistola térmica, p. ej.) en algunos puntos para fijarlo al cristal, sobre todo en los extremos:


Fuente: agirlwhomakes


¿Qué os parece? ¿Cuál os gusta más? Me da que algunos a partir de ahora no van a volver a tirar a la basura ni una sola botella de vidrio, ¡jaja!

Os animo a que lo probéis y me enviéis las fotos con los resultados para que todos podamos admirar vuestra maña.

¡Feliz miércoles!

No hay comentarios:

Publicar un comentario